Salud

 jueves 26 de enero de 2023

 

La relación con los padres puede predecir la calidad de nuestras relaciones en nuestra edad adulta

Foto: Foto de Pixabay: https://www.pexels.com/es-es/foto/nino-sentado-con-peluche-de-oso-pardo-en-foto-de-

Comparte

El papel de los padres en el transcurso de la vida es fundamental para la salud mental en la edad adulta.

Esta noticia la leyeron 29634 personas


Aporta un "Me gusta" a este portal ¡Gracias!


Así lo sostiene la teoría del apego de John Bowlby, el cual se dedicó a descubrir el efecto que tenía la privación materna en niños que habían quedado sin familia durante la segunda guerra mundial.

Sus descubrimientos concluyeron que el contacto materno es la primera relación afectiva que tiene el ser humano y por lo tanto es esencial para configurar nuestros esquemas afectivos, los cuales regulan la forma en que interactuamos con nuestro entorno. De esta manera muchos trastornos mentales como la ansiedad, depresión, ira, bajo autoestima, adicciones, relaciones tóxicas y demás, pueden ser explicados a partir de esta teoría.

Posteriormente Mary Ainsworth en el año 1969 enriquece esta teoría identificando 4 estilos de apego: Seguro, Ansioso-ambivalente, evitativo y desorganizado.

En este sentido las personas con un apego seguro, son capaces de tener relaciones saludables y duraderas. Se permiten confiar en los demás y su entorno, saben buscar apoyo en personas cercanas cuando lo necesitan para expresar sus sentimientos abiertamente. Los padres con apego seguro generan una conexión más estable con sus hijos a partir de la comprensión de sus necesidades y el entendimiento de que sus hijos son personas distintas a ellos. Se forma así una parentalidad, que le permite a los niños volver a ellos con confianza cada vez que salen a explorar el mundo.

Por otro lado las personas que tuvieron un apego ansioso, se caracterizan por tener una baja autoestima y poca confianza a la hora de relacionarse con los demás. Se caracterizan por ser inseguras, dependientes y con miedo al abandono, lo que estructura las condiciones perfectas para generar relaciones muchas veces tóxicas y caracterizadas por la dependencia.

Los padres con un apego inseguro se caracterizan por un cuidado inconsistente y frecuentemente culpabilizan a sus hijos por sus problemas y emociones negativas. Los progenitores generan una dependencia por sus hijos, generando celos, inestabilidad y miedo al abandono. Es por lo anterior que los hijos tendrán dificultad para explorar el mundo y sufrirán altos niveles de ansiedad

El apego evitativo, se manifiesta en las personas que tienen dificultades para establecer relaciones profundas y duraderas. A diferencia del estilo ansioso las personas con estilo evitativo se caracterizan por ser demasiado independientes y por su dificultad para expresar sus sentimientos. Han aprendido que expresarse emocionalmente trae angustia, rechazo y desprecio. Tiene una imagen distorsionada y negativa del amor, les incomoda el contacto físico y las manifestaciones afectivas.

Los padres con apego evitativo tienden a ignorar las necesidades emocionales del infante, tienden a relacionarse con su hijo de manera fría y distante, provocando que sus hijos generan una reacción defensiva frente a ellos, estos aprenden a que nadie atenderá sus necesidades, lo que les genera una profunda soledad acompañada de estrés y angustia que esconden bajo la imagen de ser emocionalmente autosuficientes.

Finalmente el apego desorganizado, las personas con este estilo de apego se caracterizan por tener un carácter caótico. Son personas que crecieron en un ambiente hostil, sin ningún tipo de apoyo emocional. Las circunstancias sociales tan adversas en las que crecieron, han provocado la internalización de que son malas personas y que el uso de la violencia es normal.

Los padres con apego desorganizado tienen una incapacidad parental severa. Suelen ser agresivos e impredecibles, lo que provoca terror en sus hijos.

Es importante resaltar que a pesar de identificarse en alguno de los estilos de apego negativo, no debe sentirse determinado a continuar con aquellas conductas maladaptativas aprendidas en la infancia. El acompañamiento psicológico puede ayudarle a superar esos patrones psicológicos y evitar la posibilidad que se hereden nuevamente a sus hijos

Fuente: Psicólogo Carlos Osorio

Esta noticia la leyeron 29634 personas

Cultura Digital, Aporta un "Me gusta" a este portal


Noticias Relacionadas

Grabaciones
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Conoce el sistema radial Online del Grupo Red Andina Radio & TV. Donde sus selectos oyentes y visitantes pueden complacer su oido con las mejores notas músicales con un variado listado de emisoras


Copyright © 2021
El uso de este sitio web implica la aceptación de los Términos y Condiciones de Boyacá Radio
Prohibida su reproducción total o parcial, así como su traducción a cualquier idioma sin autorización escrita de su titular Boyacá Radio.


La relación con los padres puede predecir la calidad de nuestras relaciones en nuestra edad adulta